Fundación Nuevas Generaciones  
 
 
Seguinos Facebook
Seguinos Twitter
Presentación del primer informe “Indicadores de Control Legislativo”

El Diputado del PRO y director ejecutivo de Nuevas Generaciones, Julián Obiglio, presentó esta tarde el informe “Indicadores de Control Legislativo I” junto al Presidente del Bloque Frente Peronista, Enrique Thomas, y el Presidente del Bloque PRO, Federico Pinedo.

Como dato central, el pormenorizado estudio revela que; desde comienzos del período parlamentario 2003 hasta diciembre del 2011, se han presentado en la Cámara de Diputados de la Nación 8.391 pedidos de informes. De ellos, 1.470 fueron aprobados por el plenario de Diputados. Esto implica que solamente se aprobó el 17,5 % de los pedidos de informes presentados.

 “A nadie escapa que para el kirchnerismo el Poder Legislativo debe estar a su servicio, pero este  informe desnuda además el desapego por los controles más básicos de la vida institucional y democrática. Un desapego que, como reflejan los hechos recientes, puede hasta costar vidas”, señaló Obiglio.
El trabajo realizado por el equipo de Asesoría Parlamentaria de la Fundación Nuevas Generaciones, señala que el año en el que más pedidos de informes se aprobaron fue 2004, donde se alcanzó el 41,2% de los presentados. Vale recordar que durante ese año el Frente para la Victoria no contaba con mayoría en la Cámara Baja.

El año de peores resultados fue 2009, en el que solamente se alcanzó la aprobación del 5,5% de los informes presentados. En este período el oficialismo sí poseía mayoría parlamentaria.

A su vez en la presentación, se señaló que esta medición se realiza por primera vez desde el regreso a la democracia y se hizo una propuesta para modificar el sistema de tramitación de los pedidos de informes, que evite la discrecionalidad del Gobierno.

La iniciativa contempla que cuando un pedido de informes sea acompañado por la firma de al menos 20 diputados, este deba ser tratado directamente en el recinto durante la Sesión plenaria más próxima, sin necesidad de su aprobación en la Comisión correspondiente. Asimismo, cuando un pedido de informes fuese firmado por 30 o más diputados, no debería requerirse su tratamiento ni aprobación en Comisión ni en Sesión plenaria, sino que debería ser enviado directamente a su destinatario.

Finalmente se propone que a quienes no respondan a los pedidos dentro de los diez días hábiles, le quepan las sanciones propias de la figura de incumplimiento de deberes del funcionario público.

Otros datos del Informe revelan que del total de 1.470 pedidos que fueron aprobados por Diputados entre 2003 y 2011, y enviados a los distintos Ministerios del Poder Ejecutivo para su contestación, solamente fueron respondidos 1.055.

Si tomamos los 8.391 pedidos de informes presentados por los Diputados durante el tiempo en que el Frente para la Victoria lleva en el poder y los comparamos con los 1.055 respondidos por el Poder Ejecutivo, se puede apreciar que tan solo el 12,6% de los pedidos de informes presentados fueron contestados.

Los pedidos de informes realizados durante 2004 fueron los más favorecidos por la cantidad de respuestas dadas por el PEN ya que, de los 1.193 presentados, se contestaron 379, lo que representa el 31,8 %. Dejando de lado las nulas respuestas obtenidas en 2011, los pedidos de informe menos favorecidos fueron aquellos 798 presentados durante 2009, de los cuales se contestaron solamente 32, es decir, el 4%.

“El trabajo que estamos presentando es un índice de democracia, que nos dice el mal estado de salud de nuestras instituciones”, aseguró Pinedo a la vez que recordó que “antes de la llegada del kirchnerismo al Gobierno los Pedidos de informes como herramienta de control en el Congreso no se discutían, se aprobaban”.
Al respecto Thomas señaló: “Estamos definiendo un nuevo indicador para controlar el trabajo Legislativo y al Poder Ejecutivo. El índice de calidad de control legislativo, es fundamental, ya que nos permite saber cómo los legisladores ejercen una de sus funciones primordiales como es la de controlar y también nos permite saber cómo el ejecutivo acepta el principio republicano de someterse al ojo del legislativo”.

Los plazos del PEN para responder los informes son realmente extensos. La mayoría de los pedidos de informes que resultan aprobados, son contestados recién al año siguiente a su presentación. Eso, dejando de lado a los pedidos de informes presentados durante el año 2011, respecto de los cuales, hasta la fecha del presente trabajo, ni uno solo de ellos ha sido respondido.

Volver

NG NG  

Nuevas Generaciones | Beruti 2480 (C1117AAD) - Ciudad Autónoma de Buenos Aires (Argentina) - Tel: (54) (11) 4822-7721

Observatorio Sino-Argentino
Club de Ex Becarios Argentinos